Consejos para crear situaciones didácticas

Lunes 04 de Junio de 2018

¿Cómo podemos reformular el Diseño Curricular de manera contextualizada teniendo en cuenta los contenidos que se trabajarán en cada situación de enseñanza particular en el nivel inicial?

Para que exista la posibilidad de enseñanza se deben considerar como componentes del acto didáctico no solo al docente, al alumno, al contenido y a las estrategias didácticas, sino que es fundamental el estudio del contexto tanto social como institucional para evitar las generalizaciones y pensar que cada momento de enseñanza y de aprendizaje es genuino, especial y diferencial.
La construcción de un proyecto curricular es un proceso de reflexión y toma de decisiones orientado y dirigido al mejoramiento de la acción educativa en contextos particulares.
El proyecto institucional se plantea desde la conducción de cada institución educativa e involucra a todos los actores de la institución, siendo los docentes los que deben llevarlo adelante en las aulas. En otro nivel, encontramos planificaciones de diferentes estructuras didácticas: unidades didácticas, proyectos y planes de secuencias didácticas y de clases diarias.
La planificación didáctica deberá entonces reflejar las decisiones que el docente va asumiendo durante el desarrollo de su tarea desde la anticipación de lo que prevé enseñar hasta las decisiones que concretiza frente a la reflexión de su práctica en el aula para poder, mediante su autoevaluación, resignificar la gestión de sus clases, y mejorarlas.
Las planificaciones constituyen ante todo una “hoja de ruta” para el propio maestro. Por ello, es importante analizar el valor de la planificación como un conjunto de anticipaciones sobre el desarrollo de las clases, definiendo las intenciones que guiarán esas acciones, la organización de los componentes y fases de las tareas y la selección de los medios para realizarlas, permitiendo de este modo orientarlas y facilitar el análisis de lo sucedido tras su desarrollo.
Una de las cuestiones que mayor incertidumbre genera su realización, tanto para docentes y directivos como para estudiantes, es el diseño y los componentes que se incluyen.

Situaciones didácticas
A partir de un enfoque situacional (teniendo en cuenta el contexto donde se aplica), Guy Brousseau desarrolló las bases teóricas sobre las que se sustenta la concepción de situación didáctica:
Un conjunto de relaciones establecidas explícita o implícitamente entre el alumno o un grupo de alumnos, un cierto medio (que comprende elementos, instrumentos u objetos) y un sistema educativo representado por nosotros, docentes, con la finalidad de lograr que los alumnos se apropien del saber constituido o en vías de constitución. (Brousseau, 2007)
Un saber cultural que se encuentre desligado de su génesis, se descontextualiza y se despersonaliza. Se trata de producir una “génesis artificial” de los conocimientos, apareciendo el saber como un medio para resolver el problema planteado por la situación didáctica 1. El sujeto que aprende necesita construir por sí mismo sus conocimientos mediante un proceso adaptativo (Piaget, 1975). Debe aparecer el conocimiento en el niño como resultado de confrontaciones con cierto tipo de obstáculos encontrados durante la actividad (Peres, 1982).

Para que una actividad se constituya en una situación didáctica debe:
-    Constituir un verdadero problema a resolver, en la situación planteada por el docente, en un contexto determinado, con contenidos seleccionados previamente. Esta situación debe representar un desafío, un problema real, que promueva situaciones de enseñanza, las búsquedas de soluciones.
-    Estimular el trabajo cooperativo con pares en interacción de pequeños grupos.
-    Evitar el hacer por el “mismo hacer”.
-    Resultar un proceso con su inicio, desarrollo y final.
-    Facilitar al niño el establecimiento de relaciones entre los contenidos de un mismo eje o de diferentes ejes.

Por: Alicia Giarrizzo
 

Últimas Notas